martes, 17 de octubre de 2017

Inopia social...


Qué difícil que los gobernantes pateen las calles, inverosímil que vean la vejez, la enfermedad, la miseria y las adicciones de los huérfanos deshauciados de trabajo, de la tierra, de la humanidad...que pueblan las inundaciones de bilis, orines y mierda de las ciudades amuralladas y repudiadas por los “dueños del mundo” que amasan su caudal en paraísos escatológicos




lunes, 25 de septiembre de 2017

Subsistencia












Río de aguas plácidas, barquitas reposando y nosotros en algún lugar inquietos… ¿por qué no nos instruimos en el arte de vivir…? Es hermoso y sensato hallarse ricamente pobre, sobrevivir con solo lo necesario…ver amaneceres y horizontes, pescar y cazar para comer…plantar tu propio huerto…sentirte libre y disfrutar de las cosas simples y sencillas…Da igual si el instrumento es de viento, cuerda o percusión…lo que interesa es que suene… ya sea rascando caracolas, golpeando piedras y palos,  meneando huesos o silbando cañas de bambú…esa armonía que satisface nuestros adormecidos sentidos, despertándolos y entregándolos al cenit sensorial ¡es lo que cuenta, somos la importancia de creernos! Bien, si no hay prisa, sentémonos y contemplemos el reloj parado de la libertad...

domingo, 17 de septiembre de 2017

REENCUENTRO EN…TIERRA INSPIRACIÓN (Julio 2008)




 Me he quitado los zapatos ya gastados, y ando descalzo por la carretera…no importan las llagas de mis pies, si alcanzo la libertad. Es verano, y  marcho de viaje a donde me lleve la improvisación…ninguna prisa por delante….
 Silbo “Wind of change” pegadiza balada de los escorpiones…el primer día pernocto en un viejo y olvidado vagón, de una vía muerta del ferrocarril, lleno de polvo y telarañas…más mi cansancio es considerable y dormito profundamente.
La mañana me acoge con ánimo risueño y unos tipos paran su furgoneta…jajjjajja o lo que queda de ella. La predisposición es buena y agradezco su charla y su invitación a un festejo pues han pescado un grandioso pulpo…
-Eh, venga chicos, vamos a celebrarlo, lo cocinaremos y comeremos, sí, junto con un buen vino y música de Jazz y Blues…
Desde luego saben vivir estos pescadores…
Me enamoré de Andrómeda la chica del baile con su gatito en el regazo…Ella era una estrella de la constelación y me guiñó un ojo. Con su destello guió mi sueño y logré comprender en mi oscuridad que despertaría de los períodos de celda y castigo y eliminaría por siempre esos ciclos vegetados entre rejas y pasos precarios…agradecí su sinceridad y me fui antes de paladear sus caricias de telas hipnóticas…
En Ibiza, es la noche del hombre lobo…vigilaré que no me muerda y me convierta…conozco a unas chicas suecas, duermen en bancos de piedra, protegidas por un negro guardaespaldas gigante. En  las aguas transparentes de Formentera hay gente que mira su futuro…en “La Mola”, el molino y el horizonte llano del campo me recuerdan a “More”, la película psicodélico-experimental que grabaron allí los pink floyd, en los años setenta.
 En la ruta hago muchos camaradas…algunos están ya cansados de vagar.
-Demasiado tiempo fuera de casa, amigo…regresamos con la experiencia del sabio y los bolsillos desnudos…
En el barrio de Plaka (Atenas) un tipo indio toca una canción de Neil Young…diría que hasta se parece en el aspecto, con su sombrero de paja y la funda de la guitarra, llena de pegatinas, de ciudades del mundo… Aquella noche duermo, en la playa de Hammamet (Túnez) nos despiertan los rezos de la madrugada.
Otros siguen hacia Mozambique, cruzarán el canal donde se recogen en las profundidades, tranquilos, ya cubierto el apetito, los tiburones.
Quieren llegar a una aldea de Madagascar donde cuentan los nativos la leyenda de que llegó en un lejano día, un hombre blanco pidiendo agua, y nadie le dio. Sólo una anciana le calmó la sed. El hombre le dijo –vete de la aldea…en aquel momento cayó el agua del cielo y cubrió el poblado totalmente de agua y los aldeanos se convirtieron en cocodrilos…hoy siguen celebrando ese día matando un animal, echando la sangre al río y dando de comer a los cocodrilos…piensan que bien alimentados los aldeanos cocodrilos, ellos tendrán suerte en sus vidas.













        
                                

lunes, 11 de septiembre de 2017

Guiños de Incienso… (Fulgores) (19 Noviembre 2009)


Sueños bordados con hilos de seda de colores…dibujos de flores y cielos azules, casi siempre nubes blanquecinas de infancias tiernas…días del circo de los gitanos y dulces de limón…invasiones de recuerdos…tus ojos de manzanilla:
 Tomabas tu infusión en aquella vieja cafetería, de ornamento modernista de chispazos de otro siglo…por la avenida vagábamos, gesticulando autómatas el uno al otro…éramos almas de río…por sus orillas ladeábamos ilusiones de candelas,  encendidas en misteriosos candores  de chiquillo, niños que hablaban con el tiempo,  en esos terrenos verdes, que se eternizaban al finito del pueblo…donde las viviendas dejaban su aposento a la Natura, a la hierba y al ganado…donde tu te aventurabas a sorprenderme, acogiéndome la mano en tu mano. Rozaban tus labios…soplos de mariposa…caricias de trigo… bebía tus auras en esta tierra de fértil cosecha…tu me regalaste una mueca y una estampita de la virgen de las galletas…yo te ofrecí la flor del verano.


















viernes, 25 de agosto de 2017

NOCHE HERIDA (Octubre 1996)



Fuera de la guarida la noche está herida.

Sangrando en recuerdos, mojado en el
remordimiento del pasado, bajo los escalones
del olvido, de la taberna “Trago amargo”.
Ya escucho la música de Jazz y el entrañable
olor a madera vieja carcomida del whisky y
las vigas del techo. El ambiente está cargado
de humo. Ilumina la oscura estancia, el aspirar
de los cigarrillos y unos focos sobre la tarima
donde músicos negros versionan temas de Charly
Parker, Miles Davis y alguna pieza de Soul de Otis
Redding y Aretha Franklin.
En este garito se organizan las mejores timbas de
la ciudad y buenos combates de boxeo.
Hoy me siento en un rincón huyendo del pensamiento,
Mi mal crónico.
Sánchez, el dueño del local, trae una
cerveza a mi mesa y habla sonriendo amargamente.
-¿Qué? La noche está herida ahí afuera, ¿eh?,
bienvenido a la guarida.
Le guiño el ojo y levanto el pulgar sin contestar.
Bebo en la noche de los perdedores.
Se acerca el fracaso con cuerpo y voz de puta,
siseando como una serpiente. No quiere ir sola
a casa y enfrentarse cara a cara con el espejo
que la delata y hacer el amor sin melodías, oler
Su propio sexo, silbando el estribillo de las
soledades más angustiosas de la madrugada,
que va envejeciendo de enfermedad.
Hay un joven poeta recitando a Kerouac,
que nunca obtendrá respuestas, que acabará
"en el camino", borracho, lanzado a la calle.
Arrastrado por la corriente del viento y las
Lluvias.
Mañana se refugiará de nuevo aquí en la
guarida, porque afuera amigo…la noche
Está herida.



 




















domingo, 6 de agosto de 2017

Pinceladas del Alma errante (Abril 2008)




De nuevo hoja lúcida, quedo aquí contigo…lejos de masivos ordenadores de pantallas reflectantes que coartan mi inspiración…musa lírica…en estos días de sequía, siento la vulnerabilidad de estar preso, sí, como en otra entidad que no es la mía y sin embargo debo seguir penado, pues el miedo congela mi quehacer…temor, pánico a volver a un terreno que jamás habité …pero que adivino palpando mi piel, advierto su brisa y distingo el sendero y la luz que me grita…una frecuencia en off me dictamina…observo en pasivo, vegetando entre dos trincheras…recibiendo todas las balas en soledad…camino por mi celda, doy giros en tres metros cuadrados y recorro más vía que cautivo en libertad. No he llegado y tampoco he salido… ¿Dónde me encuentro pluscuamperfecto? Remoto de ti y lógicamente, no en el mundo de ellos…soy un extraño, sin lengua, ni patria…soy impúber…hijo de experimento…soy tu otro, fuera de yo, sin mi…etéreo,  grácil… impregnado de pueblos desnudos, bosques salvajes…pretéritos primigenios…cuerpo acariciado por interpretes de mentes en danza…y la música suena dulce, palo y piedra golpean sin composición temática. Razón de escribir?...por qué respirar si nada es esencial…necesario, significativo. Primordial? Y el equilibrio del Astro despellejando mis sienes, allá sentado, en el banco cardinal del camino. Días festivos, ocios de muchedumbre…al andurrial departen dos mexicanos ¡con qué ahínco! Siempre como brújula, su tierra, nomás cuate ¿se juzgarán extranjeros? ¿El origen de las fronteras? Qué afecta donde nací?...la moneda quema en las manos como fuego prendiendo en el animo, reflejos en tus ojos, sí, sí, aliado, indícame qué vas a forjar mañana…seguirás, retornarás? O acaso ya más experimentado, te tumbarás contemplativo y pernoctarás en las calles portuarias, tullidas, de duendes que se suicidaron al equinoccio y asumieron, su término de letrados de la autopista.

El arte se encuentra entre bastidores, no haré acto de presencia en el escenario de decepción donde el telón no tardaría en bajar como hoja de acero afilada.
Me rebelo ante un mundo destructivo que accidenta y lincha a sus creaciones... Justicia es una palabra legal, nomás.
El reflejo de ojeada inquieta, el padecimiento del ser postrado…la inquina de no ser interpretado coherentemente. Qué le prohíbe inhalar el goce del olvido antes de escuchar los pasos del recuerdo, acercándose como sabuesos adiestrados por asesinos mercenarios, exterminadores de razas evacuadas, a inexistentes campos de refugiados…donde se hallaba la infancia, ahora se posan los pájaros sobre las sombras de tierras lejanas, que viejos antepasados, verdugos colonizadores, sembraron ciento sesenta acres por cabeza…cortada.
La flor del Sol…desplomando sus pétalos…prendiendo la arena del desierto con la leña seca de la mañana…las brasas del fuego helado nocturno, que entierran el aire escurridizo y frío…la noche herida, muere por la mañana y la Aurora ensangrentada prorrumpe al amanecer…complacido y a la vez perdido, proveyendo fusilamientos de Albor y nube.  A menudo dudo de la credibilidad de los sueños.
Un adiós triste se fugó en el vagón…dejando la última esperanza de encuentro en el andén y en el vuelo de un pañuelo…mojado por el llanto…ya se terminó la cartilla de racionamiento…



















                                              

jueves, 27 de julio de 2017

Un lugar retirado (Junio 2008)



Nacer y crecer en silencio…sobre la penumbra del sombrío rincón. El hombre enlutado piensa en nubes frescas y perladas, recaladas con el viento del oeste…cargadas de agua… ¡hace tanta falta la lluvia en este descarnado desierto!Rasgueó en su diario y dio largos paseos por los bosques de árboles segados, para el consumo de los humanos…rasguños naturales. Echó una ojeada al  cielo. En aquel lugar, a más de dos mil trescientos metros de altitud, se respiraba bien…caminos sin petroasfaltar, el poblado yermo y sereno. Colosales lagos…paisajes de perspectivas imperecederas que residieron en su niñez, los conmemoraba en la adolescencia y actualmente, ya en el  oscurecer de su existencia, resolvía reaparecer a sus vírgenes praderas. Hierba verde y rebaños pastoreando sin limites, ni cercados prohibiendo la vida…juguetea con el tiempo que le queda, y atraviesa el puente de troncos cercenados, montado sobre el frío riachuelo…en este punto, un remanso  abate en cascadas sensoriales para su espíritu nativo, esencia,  que se desazonó en la metrópoli de la demencia…de miradas hundidas, en muros emparedados de cemento y corazones fracturados. Apremia salvaguardar la distancia y emerge solitaria la flor de una sola noche, resplandeciente luciérnaga, sombra que le cobija entre los susurros de los grillos y el pájaro de ojos magnos…en sus sueños los amores crujen…en la lejanía  del espacio sigue rodando la rueda de la esperanza, mientras silban cuchillas y proyectiles…El personaje sufre con los pensamientos del ciclo pasado y fuga sus evocaciones como héroe proscrito…por fin caen gotas y los nubarrones prometen tempestad… regresa contento y mojado, hacia la casa, donde le espera una lumbre de paz y calor…por el camino entona una canción de Dylan…sólo el viento sabe la respuesta…pregúntale…