sábado, 11 de septiembre de 2010

Una voz interior

Paseé mis viejas botas por calles góticas, de excelsas catedrales románicas, de interior de oropeles rococó, y en el exterior de sus puertas  la miseria limosneando… Niña no vayas descalza…hoy hay pelea de gallos…Pulsé teclas para expresar sentimientos.  El mundo sigue mojado por la eterna lluvia que abatió ayer sobre las almas de los desamparados… Flores secas en el jardín…silvestres en el jarrón. Paredes pinté, tierras sembré…cruces coseché para marcar mis defunciones…En la parada del bus me encontré con el pasado.Y por fin tu sombra escapó lejos…para no ser testigo de actos violentos. Una de las últimas veces que se suicidó, escuchaba la doliente canción del primer amor…era joven, estaba enamorada…y la vida le sonreía…La plena efervescencia de conocimientos en la adolescencia. Quién fuera adolescente para no entender a los mayores…de los niños aprende, de los adultos…procura olvidar. Hace tiempo que vivía en el mismo ayer. Seis garabatos de melancolía y un vaso de sangría bien fría…No quisiste abrir los ojos al nacer, ahora tu mirada es triste…curiosamente palmaste con la mirada abierta, nadie logró cerrar tus párpados cosidos…Al velatorio acudió mucha gente… ¿Te querían tanto o era por los platos de raciones que mamá guisó…?   
Existen fronteras en las ciudades, enterradas bajo fríos mares salados, separadas, por diques que endulzan con las lluvias del tiempo, las aguas de la otra parte de la vida. En la mañana…todavía deambulando vestigios de madrugada. Y todo ocurrió sin música.
Natacha recoge sus recuerdos y los guarda en una caja de zapatos, sale de la habitación y se encuentra suspendida en una nube azul  turquesa…pasea (siempre con la caja de cartón en las manos) entre luces ensordecedoras…Gime, amarga espina la que contamina.
¡Chhist!  Silencio a granel.
-Por favor ¿Dónde estoy?
Se pregunta…pero no sabe responderse…
Calles de niebla pueblan este presunto cielo inmenso. Marea tanto candor y si mira hacia abajo cunde el pánico, siempre tuvo miedo a las alturas, pierde el equilibrio sobre un lago helado, y patinando se ve reflejada en él.
-¿Soy yo? ¡No me reconozco! ¿Por qué?
Una voz interior le dice:
-La que tú crees ser es la que se encuentra en la cajita de cartón, esos trocitos de fotografías rotos, flores secas, cartas sin contestar, números de teléfonos borrados, nombres olvidados…
-¿Qué se supone que debo hacer pues?
-Deja la caja y sigue tu camino sin mirar atrás…
Así lo hizo, enterró sus recuerdos bajo nieve resplandeciente, y antes de marchar vio cristalizar sus pensamientos y se esfumó la memoria en la siguiente esquina.
-Desde entonces no sabe quién es ni conoce a nadie, la pobre.
En el sanatorio, la enfermera habla con una paciente vecina de Natacha.
-Su voz interior la engañó…la mayoría de veces es mejor no hacerle caso.
                           
-11 septiembre 2010- 

28 comentarios:

  1. Calzarse en las botas viejas, es poder retornar a los años anteriores, recordar viejos tiempo que quizá fueron mejores.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  2. Eurice: Algún juego de la memoria, nos hace creer siempre que los tiempos pasados fueron mejores, aunque no sea cierto...Abrazos descalzos desde el lado dulce del mar de lluvias

    ResponderEliminar
  3. Dejar mi caja de recuerdos, no me gustaria. Supongo que a Natacha tampoco...maldita locura.

    Vengo a visitar tu blog y me quedo...

    Muaks.

    ResponderEliminar
  4. Alalba: Amiga me alegra verte (leerte) por aquí. Supongo que Natacha fue una mas, de las que se dejaron engañar por las reglas de un juego, que no era el suyo. Obligada a satisfacer la voz interior subliminal, de otros seres que censuraban y castigaban su intento de recuerdo e identidad propios…Abrazos frescos en este final de veranos, esperando mejores entretiempos...

    ResponderEliminar
  5. Niña no vayas descalza hoy hay pelea de gallos...

    ResponderEliminar
  6. alejandra: Se me ocurre que puede ser algo así como un ritual de mister vaoudou...o de santería...Abrazos de aire fresco en esta noche de cálida brisa...

    ResponderEliminar
  7. Alejandra me ha traido a tu puerta...

    Mientras te leía pensaba en una noticia o estadística que escuché el viernes: mueren más personas a causa del suicidio que por accidentes de tráfico. De acuerdo que los datos de las estadísticas son fríos y en muchos casos, descontextualizados...

    He continuado leyendo y me ha encantado. No se puede perder la memoria, aunque nuestro sentido común nos grite y nos dirija hacia ese camino. Somos lo que somos gracias a nuestro pasado, de acuerdo que tampoco podemos ser esclavos de él, pero tal vez tomarlo como referencia...

    Me agradó mucho tu relato. Es un placer recrearse por estas palabras.

    saludos.

    ResponderEliminar
  8. El secreto de tus narraciones está en que amas a los seres que creas y te complaces en ellos. Acaricias a los personajes con maestría, y hasta los "malos" de tus relatos no lo son del todo, sinó que están prestos a ser buenos en cuanto les ofrezcas una oportunité...

    Demá a les sis serem els "malos" jajaja
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  9. Querido amigo:
    Ni te imaginas el enorme soplo de aire fresco que ha entrado por mi ventana...Gracias...gracias por recordarme lo inocente que aún soy.
    Aún conservo la costumbre de enterrar tesoros. Tesoros que no deseo que salgan a la luz. porque si lo hacen (se descubren)dejarían de serlo...
    Con tu relato me has hecho feliz. Sólo una vaga sombra...que mi inocente mano ha querido espantar. ¿Sabes? te he percibido tan inteligente como para llegar al suicidio...
    Tanta clarividencia no es buena para los mortales...
    Me has estremecido,en serio.

    ResponderEliminar
  10. Es intensa, profunda y muy original. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. lemaki: Un beso para Alejandra...Hablar del tema del suicidio es muy delicado, para no herir sensibilidades y creencias. Pero te diré que los hay a los que no les gusta la vida y pienso que debemos respetar sus decisiones...Nuestras raíces ayudan a preservar las identidades y el "ser interno" de cada cual, los recuerdos del pasado sin llegar a ser enfermizos, son necesarios para deletrear futuros...Abrazos de comunión entre pasajes versados de nuevas letras

    ResponderEliminar
  12. Fandestéphane: Cuando creas un personaje lo sientes de alguna manera de la familia, a veces te cae bien, otras lo dejas sin postre y siempre, siempre lo llevamos dentro, en el pensamiento, como a un amigo que nos acompaña en el camino...Abraçada i demà a tornà a començar...

    ResponderEliminar
  13. Marián: Hasta aquí llega tu brisa de aire fresco. Y no se me ocurre cerrar la ventana, para ver si me contagio de tu inocencia, y así descarnar los presagios oscuros, de mis devaneos más profundos, desenterrar aquellos tesoros de ayeres y viajar en la memoria de los sueños más ilusos...Abrazos de complicidad y estremecimiento en esta tierra abonada de perfumes de madre natura...

    ResponderEliminar
  14. Sakkarah: Te mereces mis letras, igual que yo busco tu palabra...la que susurra al oido, los ecos de mar de la caracola, enterrada, en la arena de nuestras playas existenciales...Abrazos hacia ti, con luz de interioridades...no la apagues nunca (No contamina)

    ResponderEliminar
  15. Kim, regreso despues de una ausencia larga úes debí de atender varias cosa soy hacer cambios en mi vida. Te leo y me reconforta leerte con un relato muy místico... me parece que es un diálogo bien fuerte.

    Me ha llamado la atención sobre todo el título, una voz interior y es precisamente eso de la voz interna lo que me ha hecho volver, gracias!

    Un beso Kim. Gracias por estar.

    ResponderEliminar
  16. Gabrielle: Deseo que los cambios sean para resucitar energías positivas, caleidoscópicas y multicoloristas...El misticismo propio de vivir en los pensamientos, la busca estoica de los sueños por realizar. Durante medio siglo, esa voz interior alumbró mi candil, izando velas en mi mar yermo y zozobrando en tierra hostil...Abrazos líricos de respeto y ensueños

    ResponderEliminar
  17. Me atrapo la narración ha sido un placer leerte, así como tambien encontrar tu maravilloso bloog.
    dejo mi saludo y mi huella.

    ResponderEliminar
  18. Pase a ver tu blog...me quede atrapada por lo que dices en el perfil,creo...eso del diario que uno deja de escribir en la adolescencia para directamente vivir eso que venia soñando!
    My buena imagen la del diario, aunque es cierto que un blog tiene sus diferencias: en mis diarios pegaba los boletos de la pelicula que habia visto con mi primer novio, o los boletos de colectivo capicua...etc!
    ls tengo todos, los conservo de recuerdo...y aqui uno escribe pero es tan fugaz...que hasta puede desaparecer un blog (me ha sucedido)...
    vi por ahi que publicaste dos libros,y al leer tu nombre entendi tu nick,que resultaba rarisimo,ya no.
    Hoy estoy en un mal dia...asi que solo deseaba dar una vuelta por los sitios de gente que me ha comentado cosas interesantes...y uno eres tu!
    otro dia leere cuidadosamente todo lo que has escrito...hoy no me siento demasiado animada...
    besos!!!

    ResponderEliminar
  19. atlantida: Me alegra que la circunstancia te trajera hasta aquí, cruzo tu huella con la alquimia de crear nuevos materiales amigables y mestizar horizontes...Prometo visitar tu espacio en breve y dejar mi aliento en el espejo de tus días... Abrazos sincronizados para retener el mismo relámpago ilusorio

    ResponderEliminar
  20. FEDORA: El Blog me ha dado la oportunidad de leer y conocer otros espacios y comprender que cada cual tiene la ocasión de ver reflejados sus trabajos, “sus sueños”. En lo personal un blog te aporta el seguimiento de la gente que comenta tus obras. A veces se hacen amistades, encuentros en alguna ciudad, gentes que como tu, tienen sus inquietudes y filosofías y las comparten contigo. Es una manera de colaborar a la enseñanza, al aprendizaje de mestizajes culturales desde tu ordenador y da acción a personas, que quizá están inmovilizadas por alguna enfermedad en la soledad de sus habitaciones de hospital…esto es un gran logro virtual y participativo para todo el que ame el conocimiento y desee realizar sus ilusiones interpretativas personales. Me alegra tenerte cerca y espero verte más a menudo...cuidate y abrazos desde mi ventana azul hacia tu mirada sensual del mar de los acontecimientos furtivos...

    ResponderEliminar
  21. LLegue aqui por casualidad viajando por este spacio que es internet, he leido que puedes dejar aqui tu historia tus vivencias tus penas y alegrias y aqui las palsmo en este anonimato queda todo esto. Decirte qeu yo no queiro calzarme mis botas viejas porqeu lo que quiero es quitarmelas, saver qeu calzado me tengo qeu poner, porqeu ando perdida por estos lares..me pesan un monton mis botas viejas y me gustaria poder calzarme unos zapatos rojos precisos brillantes llenos de luz y sobre todo comodos porqeu en estos momentos necesito algun mimo un abrazo de oso qeu me haga sentirme segura qeu me coja de la mano como a una niña y me diga no tengas miedo mi princesa duerme tranquila rie sueña y vive.
    gracias por dejarme contar mis peqeuñas penas de poder descansar un rato de mis botas viejas.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Merce: Quizá en estos momentos es preferible ir descalza o como dices, con unos zapatos de rubíes como los de Dorothy en el mago de Oz...Los humanos somos parte luz y parte sombra, a veces todo aparece desolador y triste. La tormenta nos aflige, más llega un día, que ésta cesa y las nubes negras nos abandonan, para abrir sendero a un increíble paisaje de arco iris que nos hará sentir fuerza e ilusión para seguir camino…Abrazos afables, amigables, siempre con la coherencia y el sentido común de la reflexión…

    ResponderEliminar
  23. Nuestra voz interior es esa sombra que vaga por nuestra memoria, por nuestros recuerdos, por un pasado que no quiere irse y por un presente que se nutre de él.
    Nuestra voz interior aniquila recuerdos envueltos en el papel celofán de cajas de zapatos, pero aquello que hemos amado en la vida siempre es recuperado por la memoria en el naufragio de nuestros olvidos.
    Y es que la memoria desoye a nuestra voz interior. Y así debe ser.

    Nunca me quedo impasible ante tus relatos, de una profundidad asombrosa y de una calidad que se agradece.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  24. Marisa: Certero tu dardo... cercana siento tu voz en mi sombra...Y es que esa voz quizá ni siquiera existe en nosotros mismos...Tal vez sean reminiscencias de otro pasado no acontecido en esta tierra. La voz del espacio que clama su grito, en el agujero negro del universo… ésta se disipa entre el amanecer y el ocaso de una vida ya existida, consumida, como si de un cigarrillo se tratara…solo queda la colilla, el humo y la ansiedad...Esas voces, son estrellas que brillan en la galaxia literal... Abrazos ocurridos en humana soledad, de los interiores tan desconocidos...

    ResponderEliminar
  25. A veces nuestra voz interior nos habla demasiado bajito y no la escuchamos, aunque creo que es mejor asi, para no quedarte dentro de esa caja de carton, y que como ha Natacha nos engaña algunas veces.Creo que es mejor dejar tus recuerdos libres y no encerrarlos en ningun sitio, vivir con ellos sean buenos o sean malos, y sobre todo vivir el presente como tu creas que debes hacerlo sin que nadie te ponga o te quite los zapatos.....

    Mi voz interior me dice que te mande un beso y por esta vez le voy ha hacer caso jajaja....
    Un beso

    ResponderEliminar
  26. Nanda: La voz interior, tan rauda como la luz, podría ser nuestra dualidad (todo tiene una oposición) el Yin y el Yang... ¿Los recuerdos son libres? Ya desconfío de ello, nos tienen tan bajo control que pienso que nada es lo que parece, y acuérdate de que somos soldados de la mente… Abrazos de huellas en nuestros senderos que nos llevan al cruce de nosotros mismos…

    ResponderEliminar
  27. "enterró sus recuerdos bajo nieve resplandeciente, y antes de marchar vio cristalizar sus pensamientos y se esfumó la memoria en la siguiente esquina".
    Ilusorio, es como la inocente vestal que al mundo olvida y el mundo la olvido...Se podrá programar para olvidar y vivir en la eterna locura, como en una sombra??? será real??

    ResponderEliminar
  28. Lorena: existen tantos enigmas como lagunas en esta tierra desértica...solo nos queda improvisar las respuestas y creencias para convivir lo más nítidamente posible…Abrazos afectuosos entre los pocos centímetros que nos separan

    ResponderEliminar